SKULLY AR-1, ES EL CASCO INTELIGENTE CON REALIDAD AUMENTADA PARA VIAJES EN MOTO

Realidad Aumentada y motociclismo

Skully AR-1 es actualmente el casco de moto más inteligente del mercado. Se trata de un dispositivo de última generación que transforma la idea tradicional de casco en un complemento útil y seguro para la circulación. La visera del Skully AR-1 se transforma en una pantalla de realidad aumentada en la que se puede proyectar todo tipo de información útil para los motoristas, de manera que su casco se convierte en un complemento muy eficaz de seguridad.

Este tipo de equipos están pensados para llevar las últimas novedades tecnológicas a los usuarios a través de objetos cotidianos. Hasta el momento hemos visto relojes, pulseras e incluso gafas inteligentes, que incorporan tecnología para ayudar al público en su día a día. Y es precisamente con esta intención, con la que se busca innovar y aplicar sistemas tecnológicos avanzados a otros elementos del día a día.

Este es el propósito del Skully AR-1, que pretende ser el casco inteligente definitivo. Skully AR-1 promete la seguridad tradicional de los cascos para motocicletas y opciones de última generación que ayuden a los conductores. El casco recibe tecnologías modernas que pueden ampliar su potencial y hacer que además de una medida de seguridad sea un complemento útil durante la conducción:

1. La visera del Skully AR-1 se transforma en pantalla. La idea es que en dicha pantalla se proyecten contenidos para funcionar como realidad aumentada. De esa manera, los datos se muestran sobre la imagen real, haciendo que la conducción siga siendo la actividad principal pero añadiendo datos interesantes como un GPS que proporcione indicaciones de ruta durante la conducción.

2. Una función muy importante de Skully AR-1 es que incorpora una cámara para disfrutar de un retrovisor sin necesidad de mover la cabeza. De esa manera, aparece la imagen de la parte posterior de la motocicleta, sin que los conductores tengan que desviar su atención durante la circulación.

3. Todo el casco cuenta con las opciones de seguridad necesarias para la certificación de cascos y es resistente al agua, para los días de lluvia. Su autonomía es de 9 horas y está disponible en distintos tamaños en función de las necesidades de los usuarios.

4. Skully AR-1 también ofrecerá opciones de sincronización con smartphone. De esa manera, los conductores podrán usar el casco como equipo de manos libres para responder llamadas o recibir notificaciones, todo sin apartar la vista de la carretera.